Opina sobre este tema

Nombre
e-mail
Procedencia
Opinión o sugerencia

 
Rocha,

UNIDAD Y CONFIANZA EN EL PORVENIR.
Homenaje a Wilson Ferreira Aldunate sorprendió a los blancos

18/06/2007

Tres mil nacionalistas inauguraron el Camino de Wilson, en una entrañable y ferviente recordación a Wilson Ferreira Aldunate, sintiendo su alma viva y bravía en las banderas del Partido Nacional.

Un río humano inundó el sinuoso camino del Indio, a veinte kilómetros de la ciudad de Castillos. Nacionalistas de diversas partes del territorio uruguayo llegaron convocados por la magnética figura del extinto líder nacionalista, Wilson Ferreira Aldunate.
Centenares de hombres y mujeres a caballo, en automóviles y camionetas, ómnibus y camiones; todos caminaron juntos y unidos; por donde tantas veces transitó y conversó con los productores, el mismo Wilson Ferreira Aldunate y su familia.
Un gran fogón y la marcha Tres Árboles esperaban a la multitud. Allí, estaba la comisión departamental que llevara adelante la iniciativa, cuyos integrantes, el diputado José Carlos Cardoso y los productores, Alfredo Tisnés y Gerardo Gómez, también coordinaran un evento que superó las expectativas de los más optimistas. Los blancos no lo podían creer.
Frente al camino se descubrió un monolito en piedra a la memoria de Wilson y precisamente, una de sus nietas, Verónica Morelli Ferreira y Noelia Arrarte Cano, hija del actual propietario del establecimiento, Alfonso Arrarte Aguiar, fueron quienes dieron la apertura a esta obra hecha en piedra.
En la oportunidad, hicieron uso de la palabra el abogado, Francisco Rocca, el ex senador, Carlos Julio Pereyra y el Presidente del Directorio del Partido Nacional, Jorge Larrañaga.

LUCIDEZ Y BRILLO DE CARLOS JULIO.

La brillantez sigue siendo parte inseparable de Carlos Julio Pereyra Jorge Larrañaga asoma como una clara opción de gobierno

 

Emotivas y vibrantes fueron las palabras de quién fuera el acompañante de fórmula de Wilson Ferreira Aldunate, el profesor, Carlos Julio Pereyra, quién en una penetrante síntesis expuso los valores de la recordada figura, mencionando los versos de Osiris Rodríguez Castillos, indicando que “para haber vivido así, hay que tener duro el cuero y corajuda el alma…”.
En la oratoria dijo que el nombre de Wilson, en buena medida se identifica con la figura de un presidente norteamericano a fines de la primera guerra mundial, quién bregara por las libertades públicas y contra todo tipo de discriminación social.
Recordó su nacimiento en tierra adentro, Nico Pérez, su vida experimentando las rebeldías saravistas en los pagos de Cerro Largo y sintiendo que la patria es la tierra y su gente.
Al exponer sobre su trayectoria mencionó la incursión periodística ejercida por Wilson Ferreira Aldunate y en la actividad política su militancia en las juventudes blancas independientes, particularmente ante los sucesos de 1933 y dijo que fue uno de los grandes forjadores de la unidad del Partido Nacional en la década del 60.
Su actuación primera como diputado por Colonia y en el segundo gobierno blanco actuando como Ministro de Ganadería Agricultura y Pesca, con un primer diagnóstico sobre la realidad del agro nacional, que aún hoy está vigente.
Posteriormente su pasaje como senador, bastándole tan solo seis años entre 1966 y 1973, para proyectarse como un gran líder blanco.
Pereyra, señaló que se lo atacó ferozmente y se le dice que estaba atacando a la democracia, cuando luchara por la moral administrativa con vibrantes interpelaciones.
Sostuvo, que Wilson Ferreira Aldunate tuvo una frase sencilla y célebre para ese momento: “los partidos han de ser como los ríos, que van dejando en las orillas las resacas para seguir su cauce”.
Frente a la dictadura, dijo que fue el gran abanderado republicano, referente fundamental, hombre perseguido y sembrador de esperanzas.
El Profesor, Carlos Julio Pereyra, dijo “que a Wilson Ferreira Aldunate le estafaron las elecciones del 1971, lo pusieron preso para que no triunfara en 1984, lo declararon traidor a la patria, traidor a las instituciones y luego le solicitaron ayuda para sacar el país adelante”.
Posteriormente, “no hubo reproches de Wilson y sí una inmensa generosidad expresada con los más altos valores”.
Culminada la alocución hubo lágrimas y abrazos entre los nacionalistas.

UNA OLA DE ESPERANZA COMPARTIDA.

El Presidente del Directorio del Partido Nacional, Jorge Larrañaga, dijo de su satisfacción por el acontecimiento que integró a todos los nacionalistas campo adentro en pleno corazón de los lares palmareños.
En primer lugar, felicitó a los vecinos que impulsaron la iniciativa, al propietario actual del establecimiento Cerro Negro y a todos los blancos que llegaron de diversas partes del territorio nacional.
Posteriormente, dijo, que más de cincuenta mil jóvenes se sintieron convocados en las recientes elecciones que se llevaron a cabo, siendo una especie de ofrenda que se trajo a este lugar.
Acto seguido, dijo: “tenemos que hacer un enorme esfuerzo colectivo desde cada rincón de la patria y llevar adelante un sacrificio mayúsculo, para que desde este camino, encontremos la enorme ola arrolladora de esperanza nacional, tal como lo mandatara Wilson y los ciento setenta años del Partido Nacional”. “Empezamos a acercarnos”, anotó Larrañaga.

UNA ENTREGA SIN MEDIDA.

Montado en su tordillo como siempre el "Vasco" Carlos Julio Izaguirre Irineu como siempre por el camino de Wilson

 

Por su parte, el abogado, Francisco Rocca, dijo que la iniciativa de denominar Camino de Wilson a esta vía, recoge la manera de exteriorizar y hacer público un sentimiento de quienes por acá viven y transitan. “Más allá de la iniciativa oficial, ya la gente conocía y denominaba esta vía como Camino de Wilson”.
Al recordar, a Wilson Ferreira Aldunate, recordó el mensaje que dirigió a su partido y el país desde la explanada municipal de Montevideo: “puesto en libertad, luego de padecer injustificada e ilegítima prisión, en lugar de reclamar para su partido o para sí mismo por la realización de un proceso electoral del que fue deliberada, injusta e ilegítimamente marginado, antepuso a todo la necesidad de preservar el proceso de recuperación democrática y las libertades públicas y se constituyó y constituyó a su partido en garantía de estabilidad para la reconstrucción del sistema democrático republicano luego de largos años de opresión”, dijo.

CLARINADA BLANCA EN CASTILLOS.

Profundo y sobrio. Así se expresaron algunos de los miles de nacionalistas que llegaron hasta el Camino de Wilson, tras pasar por el hospital de la ciudad de Castillos, las rutas 16 y 13, hasta dar con una vía inolvidable para uruguayos que desconocían este lugar.
Las lecturas políticas no se hacían esperar. El empuje del encuentro pareció entonar los ánimos de los nacionalistas. Los lugareños no recuerdan un acto de igual magnitud en la zona. Estimaron, que probablemente se convierta en un acontecimiento para renovar en los próximos años.
La fuerte presencia de todas las regiones que componen el Uruguay, hizo pensar a más de un dirigente. Se mencionó, que esto puede ser el comienzo de una levantada del Partido Nacional, como una fuerza opositora que recibe amplio respaldo de la ciudadanía.

Jose Carlos Cardoso, uno de los organizadores de la clarinada blanca Una figura entrañablemente blanca Alberto Zumarán


Dirigentes juveniles se mostraron cautelosos, señalando que se debe ser cortos en las promesas y con planteos muy concretos, frente a un gobierno que tiene claros desencuentros internos.
La alegría de los jóvenes era inocultable. No faltaron quienes se manifestaron que “ahora otros de mi edad, van a entender que no es tan fácil gobernar y que todos queremos un Uruguay mejor”. “No alcanza con la buena voluntad, se necesita estudiar, quemarse las pestañas y trabajar desde una convicción, seguros de un rumbo; eso es lo que tenemos nosotros en el Partido Nacional”, confió una joven mientras iba a paseo lento con su caballo por el Camino de Wilson.
Como no se apreciaba en mucho tiempo, legisladores y dirigentes de todos los sectores del Partido Nacional participaron de la convocatoria en donde no faltaban las vaquillonas con cuero y parrillas gigantes. De esta forma el encuentro permitió que las escuelas de la zona: 50 de Maturrango, 24 Paso del Bañado y 105 Los Indios.
El frío obligó que el chifle (guampa de vacuno) fuera utilizado en más de una oportunidad: el tradicional licor de butiá que tenían estos añejos envases, fue compartido particularmente entre quienes cabalgaban.

En la juventud sustenta la esperanza el Partido Nacional Lacalle. un signo de desprendimiento y talento al servicio del Partido Nacional

 

Camino, sinuoso, de balasto, peligroso para quedar atascado; pero todo estaba organizado, incluso con la presencia de algún tractor para si fuera necesario en materia de auxilio.
El conductor de los actos, Walter Serrano Abella, transitó en lomos de un bayo cebruno el Camino de Wilson, mientras que el periodista Horacio Jaume, marchó a fuerza de un talero sobre otro criollo que estaba más dispuesto a disfrutar de la resolana en el lugar, que a trotar.
La alegría fue la constante de un encuentro donde los cánticos saravistas nunca dejaron de estar presentes.

Recordamos que el 7 de marzo del 2007 la Junta Departamental de Rocha se expidió por unanimidad de presentes, 25 en 25, para designar con el nombre de Wilson Ferreira Aldunate el tramo de camino departamental Nº 579 que une las rutas 13 y 14.

 


 
Últimos Artículos











 
 
Recomienda esto

 
.: www.josecarlos.com.uy :. Web Oficial del Diputado José Carlos Cardoso del Partido Nacional por el Departamento de Rocha
Inicio | Biografía | Proyetos | Parlamento | Actuación | Escuhar Audiciones | Galería de Fotos | Artículos Periodísticos | Agrupación Lista 71 | Comunicados | |