Opina sobre este tema

Nombre
e-mail
Procedencia
Opinión o sugerencia

 
Rocha,

Homenaje a Oribe

04/09/2006

ORIBE



Producir conocimiento crítico sobre el pasado y hacerlo contemporáneo, supone una operación que requiere capacidad para leer desde el presente los códigos de ese pasado.

Pero este ámbito nos impone la tarea de interpretar los hechos en clave política, despojando de temporalidad aquellos acontecimientos que en la larga duración, nos permiten comprender mejor la esencia de nuestra institucionalidad democrática.

En ese sentido la figura de Oribe, nos remite a un personaje de la historia común de los uruguayos, a la que debe despojarse de los prejuicios con que sus adversarios han teñido el relato histórico.

Se puede afirmar del análisis documental, que desde el comienzo hasta el final de sus dos gobiernos, Oribe estructuró integramente el Estado Oriental. Su acción y su ejemplo apuntaron obsesivamente a la soberanía nacional, a la instrucción popular, a la educación cívica, a la previsión social, a la formación técnica y profesional, a la dignificación de la función pública y al saneamiento radical de la administración.

De la vigencia del accionar de Oribe, da cuenta su mensaje a la Asamblea General del 18 de febrero de 1836, al finalizar su primer año de gobierno cuando expresaba: \" La nueva carrera se abre a la juventud, estimulando su gusto para las ciencias y preparándole medios de hacerse útil al país que la vio nacer y de llegar algún día, por su aplicación y talento, a los primeros destinos de la Patria.

La educación de los Jóvenes, el deber más grave y más importante de la adminsitración interior de un país regido por las normas Constitucionales, puede suministrarnos los indispensables elementos de nuestra organización social…. Sólo ella podrá darnos ciudadanos ilustrados que, trasmitiendo sus conocimientos en cualquier ramo a que se dediquen, serán tan buenos defensores de la Patria como amigos de sus instituciones y libertades….\"

Tal como lo consignara el Profesor De torre Wilson, tras la derrota de Artigas y posterior invasión portuguesa, la solución lograda en la Convención Preliminar de Paz, permitió que la antigua banda oriental terminara siendo república por la afortunada combinación del heroismo de sus habitantes y de las tensiones geopolíticas de la cuenca plantense

Cuando el 1º. de marzo de 1835 la Asamblea General designa por unanimidad a Manuel Oribe como el segundo Presidente constitucional de la República, el nuevo mandatario inicia una intensa labor de revisión de cada uno de los distintos aspectos de la penosa situación del país.

La prolija amortización de las deudas, la contracción de los gastos, la organización del crédito público, la moralización de la administración, los derechos humanos con la abolición de la esclavitud, las jubilaciones y pensiones, el perfeccionamiento de la legislación penal, la creación de la Universidad, la reorganización del Museo y de la Biblioteca Nacionales, el mejoramiento de los servicios de vigilancia, fueron aspectos de su incansable labor administrativa. La fijación de los límites definitivos con el Brasil y la recomposición de las relaciones con España completaban un cuadro de preocupaciones y de objetivos que buscaban afirmar la autoridad de un Estado capaz de garantizar a todos los ciudadanos el ordenado disfrute de sus derechos y libertades.

Durante los años de la Guerra Grande, aquella austera personalidad, despojada de carisma, pero de firmes convicciones, llegó a trasponer el umbral de la sensibilidad popular y convertirse, paradójicamente, en un singular caudillo orientador de la opinión y del sentimiento de medio país. Fue así que impulsó la \"restauración de las leyes\" en un medio caracterizado precisamente, por ausencia de las normas y responsabilidades definidas.

Cuando desde el Cerrito, se puso al frente de la resistencia oriental contra las intervenciones europeas, Oribe \" El defensor de las Leyes\" terminó convirtiéndose también en el \"defensor de la Independencia Americana\"

Montesquieu dijo-: \" bajo el pretexto de la venganza de la República, hay que cuidar de no establecer la tiranía de los vengadores\" En todas nuestras guerras civiles, desgraciadamente, siempre se erigió esa tiranía exteriorizada en hechos y palabras que atentaban respectivamente contra la vida y la reputación de los hombres\". El Dr. Lorenzo Carnelli interpretaba así este designio \"Recórrase los anales de las disenciones internas del país y se advertirá que, concomitantemente , mientras las espadas se teñían en sangre, las plumas chorreaban injurias. Y estas últimas fueron siempre más terribles y exterminadoras que las primeras\"

En consecuencia recordar a Oribe significa la reivindicación de una figura clave para el entendimiento de nuestra estilo de convivencia.

Pero también, y sobre todo, el nombre de Manuel Oribe es cimiento para nuestra vida en democracia.





José Carlos Cardoso


 
Últimas Actuaciones












 
 
Recomienda esto

 
.: www.josecarlos.com.uy :. Web Oficial del Diputado José Carlos Cardoso del Partido Nacional por el Departamento de Rocha
Inicio | Biografía | Proyetos | Parlamento | Actuación | Escuhar Audiciones | Galería de Fotos | Artículos Periodísticos | Agrupación Lista 71 | Comunicados | |